NUESTRA FILOSOFÍA

Combinamos la profesionalidad y la experiencia de nuestros trabajadores con el trato familiar y cercano que nos caracteriza. 

No tenemos fórmula mágica. El trabajo diario, las ganas de seguir aprendiendo y el cariño que le ponemos, hacen el resto. 

Comida casera con los más estrictos controles sanitarios, seguimiento de enfermeía los 365 días del año, ambiente cálido, actividades que fomentan la autonomía y el bienestar físico, psicológico y social.

Más de 30 años en el sector nos avalan.